Disneyland en 1956

Jeff Altman se encontró una película de Disneyland de sus abuelos y fue capaz de restaurar las imágenes. El vídeo no tiene desperdicio.